!Tenemos que regresar a las bases!

IMG_0199Mis queridos amigos y compañeros de tertulias, bienvenidos, nos volvemos a juntar por este su rincón de paz (creo) y para volver a conversar de tantos temas que por aquí se nos presenta, y es que este blog es ahora un poco la conversación de las vivencias en nuestra vida cotidiana y sobre todo en lo que suceden en algunas congregaciones del área así como también en mi trabajo y por las calles de mi ciudad, y he venido observando que los últimos diez años la vida ha cambiado mucho, no parece muchas veces, pero es que vamos viviendo el día a día y no nos damos cuenta de las cosas que suceden a nuestro alrededor, en mucho lugares recuerdo, la gente dejaba las bicicletas de los niños, juguetes en los jardines y nada pasaba, ahora no te dejan los amigos de lo ajeno, ni los jardines, barren con todo, un señor llamó a la policia porque alguien por la noche se había llevado quizás por error (jaja) toda una pala de cesped (zacate) que estaba listo para sembrar al día siguiente, si te descuidas te sacan los calcetines sin sacarte los zapatos y ni cuenta te das hasta que llegas a casa, han pasado muchas cosas, el honor o la integridad, palabras que años atrás (quizás décadas) eran importantes, hoy ya ni siquiera se escuchan en las conversaciones, hemos venido con el paso del tiempo perdiendo ciertos valores, y dentro del hogar la palabra familia se viene cambiando por relaciones, ya no es mi esposa, es mi pareja, o es tengo una relación, lo peor es que eso ha ingresado a la iglesia de Jesucristo, ahora no queremos que se hable del pecado sino del error, ya no te vas al infierno sino simplemente Dios es amor, y poco a poco hemos metido el sistema de el cliente siempre tiene la razón a la iglesia y dejamos que todos digan que es lo que quieren oir o predicar desde los pulpitos o tratamos de hacer ameno el mensaje para que nadie se vaya y perdamos los diezmos que tanta falta hacen, veo con tristeza que llegar al cielo es tan simple como decir o repetir una oración. Que en vez de hacer el trabajo de evangelista formamos jugadores de golf, y hacemos nuestros campeonatos de futbol para evangelizar a la gente, (si claro, ahora cuentame una de vaqueros) que muchas veces cambiamos los estudios bíblicos por un día en el Great America todo un parque de diversiones para tener a nuestros Circo de tres pistasjovenes felices, ya no es el tiempo de relación con Dios, es que te vamos a premiar con un viaje si te portas bien, en ves de decirles y enseñarles que la Biblia dice que debes honrar padre y madre, pero no eso no llama gente, preferimos darles una entrada a nuestro circo de tres pistas y todos felices.

Hace unos días me junte con mi amigo “el pastor” ustedes ya lo conocen se los presente en posts anteriores, estabamos por reunirnos a conversar, (hemos quedado para la próxima semana) pero me fuí a visitarlo en una de sus reuniones de estudios bíblicos, llegue a la misma hora, y empezamos por los cantos y alabanzas para luego tomar el estudio. para evitar preguntas o presentaciones me sente en las últimas filas del templo, y como de costumbre entre 25 a 30 personas, las mismas de la otra vez, pero no le trajeron Coca Cola, sino su vasito de agua y se empezó el estudio que trataba sobre “la prosperidad”, primeramente me quede con la boca abierta, pensando “no que estaba rectificando porque se dio cuenta de que estaba predicnado cosas equivocadas” bueno escuche el estudio con mayor detenimeinto y salí casi con lagrimas en los ojos, después de haber conversado, luego de darse cuenta de que venía predicando cosas que no eran bíblicas, que durante años, no había discípulado a nadie y que no tenía a personas formadas para la obra del ministerio, que las celulas o reuniones de hogar desde hace como cinco años era una propuesta que jamás se haría realidad, y que solamente corría detras de los métodos o libros motivacionales de iglecrecimiento y ya teníamos para predicar un tiempo, ¿dónde quedó todo aquello de rectificar? ¿en que rincón del olvido se escabullo el escudriñar las Escritura?, en fin al final salieron todos convencidos de que serían prosperos, uno que otro millonario porque había un impío juntando dinero para un cristiano (faltaba saber quién, para irlo a buscar, no nos dio ni su teléfono ni siquiera su dirección en Facebook) que todos lograrían sus sueños, lo único que necesitaban eran ser obedientes y dar sus diezmos y ya lograrían lo que estaban pidiendo en oración y algunos hasta con ayuno.

desventuradoSalí triste, me encaminaba a tomar mi tren, para retornar a casa, tenía la cabeza llena de preguntas, ideas, pero sobre todo tristeza, porque muchas veces haces algo por ignorancia, por descuido, pero ya enseñar sabiendo de que estas equivocado, como que no se vale, saber de que debemos llevar a campos verdes a nuestro rebaño y hacer que sigan comiendo basura, como que algo camina mal en nuestras vidas, en ello recibo una llamada de mi aún amigo pastor, para saber si podíamos conversar, quería darle un golpe de conejo o con todo el conejo por la cabeza, y nos fuímos a un Starbucks, y entre cappuccino y pan dulce conversamos, me conto todas las historias posibles, si se las cuento le aseguro que se ponen a llorar pero de enojo, luego que se desahogo, le hice la pregunta clave ¿si sabes la verdad, porqué no la enseñas? dame una respuesta en una sola palabra, no me vengas a decir pretextos, me respondió “miedo”, con eso me dijo todo, me pare y me despedi de él, y le deje una pregunta por despedida: ¿que dirás cuando al final de los tiempos y muchos de tus dizque discípulos, vayan al infierno por tus enseñanzas y el Señor te pida cuentas y te pregunte qué es lo que enseñaste a cada uno de los que El te envió?.

Me salí, y me puse a caminar, recordé hace muchos años atrás decirme a mi padre “Jamás claudiques a tus creencias, jamás cambies la verdad y quizás puedas perder la vida, en el intento, pero que jamás se diga de ti que eres un cobrade que cambiaste tus creencias por un pedazo de pan”. Era ya tarde y empece a caminar pensando en todo, recorde cuando hace muchos años hice un compromiso con Dios para aprender la verdad y tratar de vivirla y enseñarla, tantos amigos perdidos, tantos pastores enojados por el hecho de no aceptarles una mentira o error por enseñanza, cuando por miedo a que la gente se vaya de la congregación cambiamos la verdad por prosperidad, cuando preferimos hablar de las bendiciones y milagros que del arrepentimiento y rendirse a Dios, ¿a usted no le ha ocurrido algo similar? el saber la verdad y tratar de enseñarla, a algunos pastores les es díficil aceptarlo, por esa idea equivocada quer nadie sabe más que ellos, a pesar de ver que algo no camina bien en lo que enseñan, he visto y quizás usted también que no se quiere aceptar que otra persona pueda venir a mostarle cosas que deberían de saber y ese orgullo pastoral 1jesus001les hace cerrar los oídos y los ojos a la verdad, pasando a buscar métodos, libros, películas, e inclusive a buscar presentadores de televisión, a algunos payasos, para llenar el templo y poder seguir engañándose asi mismo y a los asistentes, sin entender de que jamás podrán engañar a Dios. Pero a veces parece que eso no les importa.

El camino se hizo corto a pesar de caminar por poco más de dos horas, llegando a mi casa lo unico que pude hacer es sentarme y preguntar al cielo ¿Señor que debo de hacer?, pero sé que Dios tiene todo bajo control y El me mostrara como siempre el siguiente paso, solamente debo seguir buscandolo y que llegara la respuesta, pero os pido que oremos, no solo por mi amigo pastor, sino por todas aquellas personas que siguen siendo engañadas por falsos maestros y pastores que no desean hacer la voluntad de Dios escrita en Su Palabra sino hacen su propia voluntad asumiendo que es de Dios, para colmo al día siguiente cuando estaba trabajando, una amiga se me acerca y me dice que sus hijas se han alejado de Dios, que ya no van a misa, que ya han dejado de buscar de Dios, ni se confiesan, ni comulgan, ni mucho menos leen el catecismo, ¿qué me está hablando?, por último me dice, “lo bueno es que mis hijas se van al cielo ya que nadie se irá al infierno, todos llegaremos a la presencia de Dios y viviremos en el cielo”, me reí, fuerte y tube que pedirle disculpas por ello, pero le pregunté ¿de dónde ha sacado esa sarta de mentiras? me dijo el padre en la misa del domingo, bueno, empezamos a conversar y a hablarle la verdad escrita en la Biblia, pero cerrada a toda explicación, e hice las comparaciones del caso, uno se aferra a las mentiras del diablo tal igual como la señora amiga mía, que jamás a leído la Biblia, solo su catecismo y lo que le cuentan en la iglesia, pero nosotros entre los pastores cristianos, lo hacemos conociendo la verdad, la otra porque vive engañada por el diablo, entonces aunque el final es el mismo para ambos, el que no sabe y llega al arrepentimiento llegara al cielo, el problema es que cuando el que conoce la verdad, reconozca su error y vuelva en sí, algunas personas se abran perdido, ¿qué haremos?, buena pregunta se lo dejo de tarea, a todos ustedes, pastores, maestros, profetas, evangelistas y hombres y mujeres que dicen conocer la verdad, pero que por miedo prefieren seguir en sus fábulas. Cuidense y bendiciones, volvemos pronto.

Espada de dos filos que divide el alma

IMG_0199Que tal mis queridos amigos, hoy nuevamente nos encontramos, para conversar con una buena taza de nuestro cappuccino oficial o sea corra por un Starbucks Venti y consiga por allí un pastelito, un pan con queso o aunque sea una galletita. Pero sabe mi amigo hoy vamos a conversar sobre ciertas cosas que ocurren en las congregaciones y en especial en la que hoy me vengo congregando, por lo tanto mi amigo o hermano o hermana o visitante, tome asiento y conversemos, siempre es bueno conversar, he hablado con algunos pastores al respecto y han podido confirmar lo que digo, la tarea principal de todo lider es llevar al completo conocimiento de Cristo por aquellos que nos creemos discípulos y que la única manera es enseñando la Palabra de Dios.

Bueno mis amigos mejor les cuento, los lunes son días que en la congregación tenemos el estudio bíblico respectivo por lo que a las 7:00 pm puntualmente empezamos con unos 30 minutos de alabanza, luego de lo cual, hombres por un lado y mujeres por el otro, nos separamos para poder desarrollar los estudios bíblicos correspontientes, luego en los siguientes 30 minutos se hace el estudio de cristianos-300x200un capítulo de un libro de la Biblia, empezando si mal no recuerdo con Efesios y seguimos con Tesalonicenses, en un estudio muy superficial de cada libro, 30 minutos para cada capítulo, como que, es tan solo para leerlo y a duras penas terminarlo, para continuar con los 30 minutos que quedan o hasta terminar un capítulo del libro “La resolución para hombres y el de resolucion para mujeres” desarrollado en el grupo de nuestras hermanas, hace unas semanas se terminó de estudiar todo el libro y hubo una reunión para firmar y empezar a desarrollar en casa el compromiso que cada uno de los asistentes estudiaron y se comprometen a cumplir dicho compromiso. El cual aún ni entiendo y para mi no tiene ni pies ni cabeza.

dolorBueno mis amigos, y hermanos, cuando empezo todo esto, hace varios meses, consegui el libro y le dí una leía completa, me parecio interesante y sobre todo emotivo, y filosófico, como comento el pastor, fue una película que vio a la cual dice que es básada en la vida real y que eso ha ocurrido, bueno yo debo entender que al ser una película por más que se diga que se ha basado en hechos reales, siempre se le ha cambiado o añadido ciertas partes para que tenga el impacto que el director desea darle. (Sino recuerde lo que se hablo y se comento sobre la película “La pasión de Cristo” que se hizo hace algunos años, se comento hasta el cansancio, mucha gente llego a las iglesias y pasada la emoción y luego de ver la película varias veces, volvieron a su vida tal como antes de ver la película y a su director, que querían canonizar por la excelencia de los efectos especiales, lo metieron preso por algunas de las joyitas que tenía con su carácter) Señores no podemos creer que por ser una película debemos a ojos cerrados creer que lo que vemos es la vida real, tal como sucedio, aparte de que luego de la película, sacaron los libros, las camisetas, los llaveritos y todo lo demás, tanto como para hombres como para mujeres, ya en este momento empezamos a desvirtuar las cosas, creyendo que las filosofías de ciertas personas que pueden ser muy bien intensionadas, pero es solamente eso, ideas de hombres que con buenas intenciones quieren hacer creer que por medio y con su libro pueden cambiar las vidas, porque escriben entre sus páginas versículos bíblicos y lo hacen en el nombre de Dios.

Miren mis hermanos, hace años atrás yo he hecho un compromiso con Dios para conocer, hacer y seguir Su Palabra (quizás no la haya cumplido ni logrado en su totalidad, pero sigoCruz 115 luchando por hacer la voluntad de Dios) y ese compromiso me ha llevado a escudriñar día a día la Palabra de Dios, he podido en estos años, leer, estudiar la Biblia en forma seria, y para poder estar seguro de que mis creencias son correctas busque a diferentes pastores y teologos que son verdaderamente hombres de Dios, y trato de aprender lo que enseñan, siempre comparando lo que dicen con la Biblia, entonces me he dado cuenta de que el inicio y el final de toda enseñanza es la Biblia, no hay otra cosa, allí usted puede encontrar “en el principio era Dios” toda la base de nuestra creencia por fe, hasta el momento final de todo descrito en Apocalipsis, pasando por la historia de Israel, de Noe, de los Reyes, la vida de Jesús, las bienaventuranzas, los mandamientos, el Padre nuestro, y todo aquello que cambiara nuestra vida porque la Palabra de Dios es más cortante que espada de dos filos y que parte el alma, entonces digáme, si usted y yo sabemos esto, cómo podemos decir que debemos firmar un compromiso de algo que ha sido escrito por hombres como usted y como yo, asumiendo que es bíblico, pero si con la Biblia es suficiente o quizás me he perdido de algo y hoy alguien ha descubierto que le falta algo, por favor digame qué. Yo sé que está completa ¿y usted?.

mentirasParte del documento que se firma sobre la resolución dice algo asi: Prometo solemnemente ante Dios la plena responsabilidad sobre mi vida, la de mi esposa y la de mis hijos, Prometo amarlos, protegerlos, servirlos y enseñarles la Palabra de Dios, aquí quiero hacerles recordar y por el amor de Dios, que si usted es líder, miembro, asistente, lector, visitante, si verdaderamente conocieramos lo que la Biblia nos dice, es que nosotros somos responsables por nuestra vida, la de nuestro conyuge a la cual trateremos como vaso frágil y sobre nuestros hijos para que lleguen al conocimiento de Cristo, estudiaremos la Palabra de Dios y la pondremos por obra, no necesito que un iluminado me venga a decir lo que la Biblia me dice desde que la empece a estudiar, y que fue escrita hace milenios, el problema es que le hemos dedicado tiempo y tanto enfásis a este libro que ya creemos que los autores son aquellos que nos cambian la vida, porque preferimos llevar el libro a la iglesia en vez que la Biblia y leemos con avidez semana a semana un capítulo de este libro en vez de meternos en nuestro cuarto secreto a estudiar y escudriñar la Palabra de Dios, preferimos incentivar (y casi obligarnos) a los hermanos y hermanas a leer el libro, que a aprender lo que está escrito en el libro de la vida. El compromiso continua con Prometo enfrentar el mal con justicia, sin recordar que la Biblia me dice que resistid al diablo y huirá de vosotros, pero para poder resistirlo lo debemos hacer con la Palabra de Dios en nuestras vidas porque recuerda “escrito está” pero también debe estar escrito en nuestro corazón para que con la autoridad de Dios podamos resistid al diablo, no necesitamos declarar, ni saltar y pisarle la cabeza, sino ser verdaderamente discípulos de Jesucristo con todo lo que ello conlleva, sabiendo que Dios no solo corrige a los que ama sino tambien ayuda y da fuerzas en el día malo. Prometo perdonar al que me haga mal, prometo trabajar, prometo aprender de mis errores, arrepentirme de mis pecados, mire mi amigo, si usted trata de acercarse a Dios como sucedio con Moisés, “quitate tus sandalias porque estas en tierra santa” a medida de que usted y yo nos acercamos a Dios, nuestra inmundicia y pecados se harán más evidentes y dejaremos todo aquello que nos aleja del creador porque lo estamos buscando de corazón y aunque usted prometa, aunque usted declare, si en su corazón no existe como nido la Palabra de Dios, todo lo prometido simplemente será letra muerta. Recuerde que la semilla debe caer en buena tierra para que de frutos, y solo la Palabra de Dios puede germinar en buena tierra, Satanás también conoce la Palabra de Dios por eso desde Eva nos ha venido engañando, tratando con habilidad alterarla para que pequemos y nos alejemos de Dios sin darnos cuenta muchas veces.

Mis hermanos como les decía, lo único que cambia vidas es la Palabra de Dios, la única resolución que debemos hacer es que de tarde y de mañana debemos buscarlo y escudriñar Biblia 33las Escrituras sabiendo de que allí encontramos las respuestas a todo, mire mi hermano y amigo, si usted hace lo escrito allí en la Palabra de Dios, entenderá que es un pecador y que debe arrepentirse y evaluar el costo de seguir a Jesús, se convertira en un discípulo, eso hace de que usted sea un buen hijo, un buen padre, un hombre que honra a Dios, un hombre que sabra tratar a su esposa como el vaso más frágil, que entendera por medio del aprendizaje y la relación diaria con vuestro Padre, de cuál es la voluntad de Dios para su vida, e igualmente entedera los pasos que debe de seguir siendo discípulo y luego un hombre que ayude a preparar a los santos para la obra de ministerio, no simplemente se convertira en un buen hombre, sino en un hombre de Dios, porque si usted se llena del Espíritu Santo, todo aquello que haga, hable, será porque el Espíritu Santo habla por medio de usted, entonces no es cuenstión de un libro escrito por un ser humano inteligente, sino por un libro (la Biblia) escrito por la mano de Dios.

Para terminar, mi amigo, y este es un ruego, si estudiamos la Biblia como vi en Efesios y Tesalonicenses como queriendo acabar lo más pronto posible y dar un enfásis exagerado a un libro de algún iluminado, (mi amigo hay buenos libros, escritos por excelentes discípulos de Dios, pero nuestro manual debe ser la Biblia) y estamos equivocando el camino, no podemos creer que las emociones harán que nos convirtamos en buenas personas, engañándonos a nosotros mismos de que somos cristianos, ejemplos a seguir, sin ver de que nuestra vida se acerca a pasos agigantados al abismo de la perdición eterna. Nuestra vida debe centrarse en Dios y Su Palabra, recuerde Interceder 101la fe viene por escuchar la Palabra de Dios, no lo que dice un iluminado que maquilla las cosas con versículos bíblicos y todos como ovejas nos lo creemos, esto se llama falta de discernimiento, porque quitamos los ojos de Dios y no nos damos cuenta, pero lo peor es que hacemos que otros también dejen de mirarlo y por ello daremos cuentas, nuestros estudios deben de basarse en la Biblia, el unico problema que para ello hay que estudiarla y preparar las clases y eso toma tiempo y muchas veces no lo tenemos (aunque usted no lo crea, ni yo tampoco), porque si no hay tiempo para estudiar, es que hay algo que anda mal, Dios nos llamó a pastorearlas, a llevarlas a pasto verdes, a alimentarlas a cuidarlas y corregirlas en amor.

Pero bueno mis amigos terminare como empece, debemos hacer un compromiso pero con Dios para escudriñar las Escrituras y convertirnos en discípulos de Jesucristo, pero no como aquellos que al final del servicio se quieren comer al mundo y que juran, prometen, y hacen mil y una cosas para demostrar que son unos cristianos tremendos, (un saludo a las graderías, en donde todos aplauden) hasta que la euforia les pasa y todo vuelve a la inoperancia de siempre y a la pasividad de toda la vida hasta el siguiente domingo en que voleran a prometer a jurar a saltar y rasgarse las vestiduras, como decía alguien por allí, vean la película 300 para entender lo que es un escudo, como le decía a un amigo ni me vengan a decir que para saber de los demonios debemos ver la película El Señor de los anillos, la cuestión es que hacemos muchas cosas para las graderias, para que todos esten contentos, para que todos griten !Aleluya, gloria a Dios!, pero muy pocas para agradar verdaderamente a Dios.infierno 001

Bueno nos vemos, no asistí a firmar algo que no creo y no firmaría, ni menos a ir luego a ver una película por muy cristiana que sea, no me atrae, trabaje ese día, pero prefería quedarme a estudiar a escuchar música o ver los videos del ministerio de alabanza que grabo cada domingo, espero que para los próximos estudios, estos sean preparados de la Biblia, que es lo que a todos nos falta, no temas emocionales, no temas que nos hagan llorar, sino temas que nos enfrenten con nosotros mismos y sepamos que para acercarse al Santo de Israel debemos caminar en santidad, he hablado con un pastor y está evangelismo 01empezando a entender lo que verdaderamente significa seguir a Cristo, y su responsabilidad ante el trono blanco, pero hay cierto temor en hablar la verdad, y predicar y hablar lo que la Biblia nos dice. Bendiciones y nos seguimos comunicando, espero que entiendan que la manera de conocer a Dios es escudriñando Su Palabra, otra forma no hay, nos vemos. Bueno tenía que decirlo y es díficil, y quizás me jalen las orejas por hacerlo, pero si me prueban de que estoy equivocado, me retracto y pido perdón, mientras tanto sigo pensando igual, y sigo teniendo abierta las puertas de mi casa para mis hermanos de Manantial de vida y poder orar, buscar de Dios y escudriñar las Escrituras, los sigo esperando, yo pongo el café y el pan dulce. Tenemos buen material humano en la congregación, tenemos buena tierra, pero es necesario enseñarles la Palabra de Dios, como un pastor me dijo, Romanos la columna del cristianismo y seguir con los evangelios y toda la Biblia en general, un pastor se demoró mas de 20 años en predicar todo el Nuevo Testamento, yo espero vivir un poco más para poder aprender los dos, y quizás solo quizás, si es la voluntad de Dios, enseñarlos.

Nuestras reuniones de oración

Queridos hermanos y amigos, así como visitantes asiduos a este su blog, hoy nos levantamos con ganas de hablar de la oración, ese ministerio y misterio, muchas veces abandonado dentro de las iglesias, pero que a veces se le quiere dar un impulso, hace unas semanas me invitaron a una iglesia, a la reunión de oración, la iglesia debe tener unos 200 a 230 miembros, cuando llegue, y empezamos eramos 11, y vi con tristeza de que muy pocos son los que asisten a los tiempos de oración en la gran mayoría de congregaciones, pero me comio la curiosidad y empece a buscar alguna razón para que esto suceda, bueno y muchas veces la culpa la tenemos los líderes que hacemos de todo muchas veces con buenas intenciones, otras por ignorancia y otras porque nos creemos presentadores de GolTV, en fin, al empezar nos dieron una charla motivacional de lo que es la oración y lo que podemos obtener con ella, asegurándonos de que todo, absolutamente todo lo que pidiesemos en oración, Dios tenía que darnóslo, y que persistierámos hasta obtenerlo, luego empezó la pedidera, cada uno tenía que decir ¿cuál era su necesidad? y también las necesidades de la iglesia, y luego a exigir, a pedir, a decretar, a visualizar que ya lo teníamos, por lo cuál quería salir corriendo, todos y cada uno oraron, y si que se dieron vuelo, desde un carro, trabajo, ropa, dinero, salud, computadora (me acorde de mi laptop), papeles, uno que otro pidio por su mamá, tía, abuelita, hijos, estudios, colegio, crecimiento de la iglesia, mejorar la ecónomia, las autoridades, al llegar mi turno, lo pase al siguiente, porque si oro le aseguro que me queman vivo, porque pediría que primero Jesús viva en nuestros corazones antes de empezar a pedir, aquí hay una razón por la que algunas personas no vienen, porque varios de ellos quieren una relación con Dios, no una venta de garage.

«Mira que estoy a la puerta y llamo. Si alguno oye Mi voz y abre la puerta, entraré, y cenaré con él, y él conmigo» (Ap. 3:20).

Queridos amigos, Jesús no es Papá Noel a quien hay que hacerle nuestra lista de pedidos y regalos, juntamente con los milagros y necesidades para que nos lo traiga cuando nosotros queremos y necesitamos y que está dispuesto a darnos todo lo que nuestro corazón desee, mi hermano él esta a la puerta, siempre está allí dispuesto a tener una relación con nosotros, pero no para cumplir nuestros tres deseos, sino para saber que él es nuestro Dios, aquel que nos cuida, aquel que en tiempos de dificultad, se sienta y trae consuelo a nuestras vidas, aquel que creó el cielo y la tierra, que nos da el alimento, la sustentación para nuestra vida, aquel que espera que lo glorifiquemos entendiendo de que de él venimos y hacía él vamos, cada día al despertar, su misericordia es nueva, que perdona nuestros pecados cuando el arrepentimiento llega a nuestros corazones y que fue crucificado para que tu y yo entendamos de que el seguirlo, nos llevará a la eternidad junto a él. Eso es parte de la oración, el estara a tu lado, quizás sin palabras, tan solo en Su presencia, pero hoy vemos con tristeza de que aún en las congregaciones más grandes del área, de 2,000 o 3,000 miembros, a la reunión de oración a duras penas llegan a 50 y exagerando 100, en otras iglesias, les dan una hojita para que haga sus pedidos, y en otras les dicen cuando tenga su tiempo con Dios, esta es la lista de pedidos por las cuales usted puede ayudarnos a orar. Dios mio, pero recuerdo unos amigos que viajaron medio USA para asistir a un concierto, recuerdo también que la gente hacía línea, compraba los boletos con semanas de antelación, (yo lo obtuve con unos 8 meses de anticipación pero para el congreso de la Apple), se enojaban cuando los boletos no estaban listos, para asistir a la predica de un evangelista de gran renombre, porque veían milagros, (pero recuerde la fe viene por el oír, no por ver, pero oír la Palabra de Dios) pero cuando se les invitaba a una reunión de verdadera busqueda de Dios, tenían que llevar al niño al médico a las 7:30 pm, o estaban por salir a hacer las compras de la semana, o la novela estaba en lo mejor, o el partido de la final de futbol era justo en ese momento, pero pretextos: mil, aunque esos mismos la noche anterior gritaban, se empujaban, levantaban las manos y ¿adoraban a Dios? en el último concierto de fulanito de tal, y a la salida, el CD, DVD y la camiseta del famoso, y autografiada, (aunque costase un poquito más, yo les quería vender una camiseta mía, con mi firma y ni para lavar su carro la querían comprar), pero a la hora de comprar una Biblia, nos cuesta tanto que seguimos con la que tenemos así ya no tenga la mitad de las hojas. Le pregunté a un pastor y me dijo con sorpresa para mi, que era un buen ministerio el de la oración, pero que no atraía a la gente y era mejor darles al mejor predicador, traerles al grupo o cantante de moda, incentivarlos a hacer actividades para tener ocupados a todos los miembros de la congregación, clases, campeonatos de golf, futbol, costura, damas chinas, ajedrez, aprender a hacer tru tru (que hasta ahora no sé que es) y que a más actividades, siempre estaría llena la iglesia, o sea en palabras comunes y silvestres, “darles pan y circo” entretenerlos y que todos esten contentos. Con su restaurant cristiano de tortas de pollo y tacos al pastor para levantar el ministerio.

Pero segui investigando, la razón por la cual la oración no es el ministerio que más nos guste, otro punto es el conformismo, los pastores y líderes de las congregaciones, se conforman y dan gracias al cielo de que 5 o 7 personas lleguen a la reunión de oración y no se hacen la pregunta ¿por qué vienen tan pocos? ¿porqué no hay compromiso?, quizás por el temor de tener que llegar a hacerse está pregunta ¿seré yo, la causa?, !hay mamá!, bueno y yo también me hacía esa pregunta, porque luego de asistir a algunas reuniones, al final prefería dejar de hacerlo, porque como decía líneas arriba, yo quiero buscar al Dios que perdonó mis pecados, al Dios que se habla en la Biblia, por lo que es él y no para darle mi lista de compras para navidad y esperar que venga en su trineo y me las deje en mi casa, y ni siquiera tengo chimenea para que baje, mucho menos chocolate caliente, ni galletitas de chocolate, entonces muchas veces tambien nosotros los líderes tenemos parte de culpa, de que en vez de enseñar a tener una relación, creemos que llegamos a la línea de Papa Noel y nos sentamos en sus rodillas y le damos nuestra lista de pedidos, pero hay otra razón y creo que es la más importante, levántese, corra, y busque usted su Biblia, en el carro, debajo del asiento, en el estante, recuerde, recuerde, ¿dónde la dejo? y vamos a darle una leída detenidamente.

“y dijistéis: He aquí Jehová nuestro Dios nos ha mostrado su gloria y su grandeza, y hemos oído su voz de en medio del fuego; hoy hemos visto que Jehová habla al hombre y éste aún vive. Ahora, pues, ¿por qué vamos a morir? Porque este gran fuego nos consumirá; si oyéremos otra vez la voz de Jehová nuestro Dios, moriremos. Porque ¿qué es el hombre, para que oiga la voz del Dios viviente que habla de en medio del fuego, como nosotros la oímos, y aún viva? Acércate tú, y oye todas las cosas que dijere Jehová nuestro Dios; y tú nos dirás todo lo que Jehová nuestro Dios te dijere, y nosotros oiremos y haremos”. (Deuteronomio 5:24-27)

Hermanos y amigos, suena bien, no nos queremos acercar por temor a ser exterminados, se parece a esos hermanitos que son muy espirituales, pero sabe la realidad, mi querido amigo, es que sabían que si se acercaban a Jehová, él que conoce todo, les diría la verdad, porque nada hay escondido a los ojos de Dios, entonces el venir a la oración es acercarse a Dios y al entrar a tierra santa hay que sacarse las sandalias, del pecado, de la mentira, del orgullo, de la vanidad, y con dolor lo digo, del piraterismo y siendo limpiados, recien nos podemos acercar y muchos no nos queremos arrepentir de nuestros pecados, es más fácil que otros vayan y que nos traigan las buenas nuevas y nosotros las haremos, (creyendo que así, engañamos a Dios), esa es una de las razones de peso, limpiate, para que luego te acerques al altar y expongas tu petición, pero eso es lo que no queremos hacer, y por eso las reuniones de oración cada día atraen menos gente, y es que a la gente les gusta sentir, emocionarse, gritar, levantar las manos y corren detras de los conciertos, detras del milagrero que nos tumba y nos quita nuestro dinero para levantar y mantener Su ministerio, de aquel que predica de los milagros y bendiciones, porque es impersonal, somos todos como esos animalitos que se cayeron al despeñadero, juntitos todos, pero cuando hay que tener compromiso o debe existir una entrega por medio del reconocimiento de nuestros pecados, un arrepentimiento y fe para seguir a Jesucristo, como que ya no es agradable, ya no gusta, y también se debe a la falta de seriedad al enseñar la verdad.

Desde los pulpitos enseñamos que somos los escojidos, que por ser hijos de Dios nos merecemos esto y aquello, pero no escucho mucho decir arrepientete porque el reino de Dios se ha acercado, muy rara vez, muy disimuladamente escuchamos la palabra infierno, o castigo a los pecadores o jucio, en las reuniones de oración puedo oír el retumbar de gritos de exige, ordena, declara, no mis amigos, y ya para terminar, el acercarse al Dios verdadero, lo debemos hacer reconociendo que somos pecadores, recuerda usted al publicano, “yo no soy como ese” pero debemos decir “perdóname Señor porque soy pecador”, pienselo y seguimos pronto, lo espero y ore por este blog, pero para que continúe.

Bendiciones, y sé que algunos que vi por allí, medio que se han enojado conmigo, y casi no me quieren hablar, me sacan la vuelta, pero repito, si miento, llaméme, conversamos, y si tiene razón, yo me retracto, pero y si no la tiene y soy yo el que tiene la razón, ¿qué va a hacer?, nos vemos pronto, hoy trabajo por lo que será tarde por la noche, y lástima una vez más en mi congregación hoy miercoles tenemos clase de interseción, pero no sé si darle gracias a Dios por que me llamaron a trabajar en la tarde o me voy a perder la reunión que cambiará vidas. No vemos.

Ni una sola letra, mucho menos una palabra

Queridos amigos, hermanos, conocidos, visitantes y cuanto transeunte entre por este blog, sabe mi amigo, como en el título, no cambio ni una sola letra, mucho menos una palabra de todo lo que en este blog se ha escrito y se seguirá escribiendo con la ayuda del Espíritu Santo y Dios como Señor nuestro. Y es que me doy cuenta de cómo caminan las congregaciones de hoy en día, pastores que no se preparan para llevar el mensaje de la Palabra de Dios a sus ovejas, (quiero creer eso, porque si siempre son asi, Dios mio, agarranos confesados) que tratan de entretenerlas y darles palabras dulces, halagadoras, promesas de tiempos mejores, de bendiciones, de milagros, de historias que ni empiezan ni acaban, de sermones que no tienen ni pies ni cabeza, parece esos restaurants en donde coma lo que usted quiera y en un solo plato mezclan ensalada, carne, pollo, jamón, pan, fideos, pastel, capirotada, y al final usted sabe que comió, pero no sabe exactamente, ¿qué?, pero donde me pongo triste, dolido y hasta avergonzado, es que nos comemos todo, con una botellita de agua para que resbale, Dios mio, ¿qué hacemos con tu pueblo?, si usted ha leído los post anteriores, en donde hablamos del arrepentimiento, de la confesión de pecados, de todo aquello que debe hacer un pastor para poder llevar al buen camino al pueblo, bueno debemos de orar para hacer que el Espíritu Santo traiga convicción de pecado a aquellos neofítos que suben a un pulpito a hablar de cualquier cosa, y como le comentaba a mi esposa, “Yo creía que Cantinflas se había muerto” porque de la ensalada de cosas que se dijo desde el altar, nada pude concluir, pero como les decía, lo que más tristeza me causo, es que todos gritaban “Amén, aleluya, gloria a Dios” y eso hace que a ustedes mis queridos amigos que buscan de Dios de verdad, les pido, oren, porque el poder del Espíritu Santo, nos ayude a empezar a predicar y enseñar la verdad y podamos sacar a nuestro pueblo de la ignorancia del conocimiento de la Biblia, porque de lo contrario les seguiremos engañando de que se van al cielo con cantinflas y todo, y que la van a pasar divirtiéndose con el barredero y con Ahí está el detalle. Hoy se hace más patente eso que alguien dijo “la Biblia es un gran libro de historia, pero si el Espíritu Santo no llega a tu vida, nunca se convertirá en la Palabra de Dios, siguiendo en la ignorancia, aunque la sepas de memoria, solo es letra, jamás es vida”. Muchos ya llevan tiempo de asisitir a la iglesia por lo que he podido ver, pero no han crecido en el conocimiento de la Palabra de Dios, son caminantes de Biblia bajo el brazo, algunos asiduos asistentes, la mayoría, domingueros hermanos, que aún caminan entre gallos y media noche entre pasos noctambulos de la mundanalidad. Los pocos, con una sonrisa doliente, como yo, sufren al ver a nuestro pueblo que sigue un caminar, pero como dice la canción, “caminante no hay camino, se hace camino al andar”, pero sabe mi amigo es un error, porque Jesús es el camino, “tan solo debemos seguirlo a El”.

Por ello vengo asi como apachurrado por el camión de la ignorancia y hecho papilla el cerebro como si me hubiera pasado una estampida de elefantes por el cerebro hasta dejarlo hecho puré, pero debemos seguir, levantarnos y agarrar la Palabra de Dios y enseñar la verdad aunque se enoje la gente, en especial esos pastores, maestros, profetas que preparan sermones en 10 minutos y que terminan haciendo creer que para ir al cielo solo debes declararlo. Alguien me dijo hace un tiempo “Hermano, usted es muy exagerado”, bueno si quieres dejar la cruz y solo llevarte los milagros, entonces sigue, yo prefiero tomar mi cruz, arrepentirme cada día de mis pecados y luchar para no volverlos a cometer, aclarando que muchas veces tengo que volver a arrepentirme, y pedir nuevamente perdón al altísimo, pero creó que es mejor volver a hacerlo, que simplemente creerme bueno y seguir caminando y como se dice vulgarmente “tirarme el cristo a la espalda” osea “no me importa nada y yo vivo como creo” no, no es así, por ello nos sentaremos a meditar, y seguiremos aún con más fuerza, con más ganas, con más profundidad, escudriñando la Palabra de Dios, orando y rogando de que podamos recibir mayor revelación y ayuda del Espíritu Santo para poder enseñar desde aquí, las verdades que Dios nos ha dejado en Su Palabra.

Hace unos post deje la puerta abierta para ver cuántos de los de mi congregación en especial (nadie me ha hecho comentarios, por lo cuál no sé si me visitan, aclarando que muy pocos son los que saben de este blog, aunque vamos a hacerle un poco más de propaganda en estos días) y de otras congregaciones de San José, California querían reunirse a estudiar la Biblia una vez por semana, bueno avisen, porque seguimos, es de urgente necesidad, para hacer la obra que nos fue encomendada y para convertirnos en cristianos de verdad. Espero respuestas, gracias.

Los espero nuevamente, pero sabe mi amigo, oremos al Dios de los cielos, usted sabe que el Dios de Abraham y de Jacob, así como el suyo y mio, bajo el poder del Espíritu Santo cambie vidas, redarguya corazones, y nos ayude a seguir en el crecimiento del conocimiento de su voluntad, y que está se haga realidad en nuestras vidas.

Falsa seguridad – Evite el engaño

Nos volvemos a encontrar aquí para refleccionar, amigo o hermanos en Cristo, seguimos trabajando para poder entregarle algo que nos permitirá seguir en nuestro caminar diario. Tomé su Biblia, escudriñela y siga caminando.

FALSA SEGURIDAD

“No todo el que me dice “Señor, Señor, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre, que está en los cielos”. (Mateo 7:21).

El Nuevo Testamento presenta normas elevadas para distinguir la verdadera vida cristiana, y también da muchas advertencias para evitar el engaño de sí mismo respecto a la salvación (vea Mateo 25).

Una de las causas del engaño de sí mismos es una interpretación errónea de la doctrina de la seguridad. Muchos son engañados por testigos cristianos bienintencionados que les dicen que para ser salvos sencillamente tienen que tomar una decisión por Cristo y después, basándose en esa oración de decisión, nunca volver a dudar de su salvación.

Lamentablemente, tales evangelistas están tratando de garantizar la salvación de alguien sin la obra convincente del Espíritu Santo y la futura evidencia de los frutos espirituales acompañados de la obediencia a la Palabra (Juan 8:31). Sólo Dios puede dar a una persona la verdadera promesa de la salvación, por el Espíritu obrando mediante su Palabra (vea Romanos 8:14-16).

EVITE EL ENGAÑO

“Muchos me dirán en aquel día: Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros?” (Mateo 7:22).

Una buena manera de evitar el engaño espiritual de sí mismo es sencillamente conocer y esquivar las trampas religiosas en las que se puede caer. En primer lugar, hay excesiva preocupación con las simples actividades religiosas. El enfoque externo sobre la asistencia a los cultos y a los estudios bíblicos, el escuchar sermones, el cantar himnos y otras buenas actividades como esas pueden en realidad apartarlo del conocimiento del Dios a quien piensa que está sirviendo.

En segundo lugar, hay una dependencia superficial de las actividades religiosas y las ceremonias pasadas. El hecho de que usted fuera bautizado cuando era niño, de que asistiera a la escuela dominical o a la escuela bíblica de vacaciones, o que se uniera a una iglesia no significa necesariamente que ahora esté justificado ante Dios.

En tercer lugar, hay un conocimiento religioso de por sí. Usted puede comprometerse con una determinada denominación y sus tradiciones, o tener un gran interés académico en la teología. Pero todo eso es inútil si no está interesado también en ser más semejante a Cristo y más obediente a su Palabra.

John Macarthur – La verdad para hoy.

Bueno mis queridos hermanos y hermanas en Cristo, nos vemos, lealo dos veces, probablemente es usted miembro o líder o está sirviendo en algún ministerio en la congregación a la cual asiste, pero recuerde todo ello no lo hace un tremendo seguidor de Cristo, son obras, aunque buenas, son solamente obras, el arrepentimiento a lo que nos llamó Cristo y a la entrega total es lo que nos inicia en nuestro caminar, bueno aquí lo dejamos, espero que lo haya hecho pensar, bendiciones y nos vemos muy pronto.

Nos vamos a la guerra

Que tal queridos amigos y hermanos, hoy hablaremos de guerra, por lo tanto vaya al closet, vea bien en el garage, o quizás en el cuarto donde guarda sus herramientas u olvida todos sus equipos, empiece a buscar, su escopeta de dos cañones, o sus flechas de indio Siux, o quizás su resortera, porque nos vamos a la guerra, si no tiene nada de eso, un par de sartenes o cacerolas nos servira, aunque sea para hacer ruido, sus botas chanca buques y de paso una liga y sus papelitos, porque hoy hay una guerra que se la vamos a ganar al diablo, ¿estamos listos?, o hacemos como que no vimos y nos vamos a ver el chavo del 8, bueno mis amigos, mejor prepárese un café, bien cargado para soportar la lucha (contra el sueño) y empecemos a aprender un poco más respecto a guerra espiritual, hoy como muchos temas vistos en este blog, es simplemente para ponerles ese gusanito que debe de tener todo creyente que es el de escudriñar las Escrituras, bueno empecemos, recuerde al final se daría bien un comentario suyo, gracias.

Hace mucho tiempo atrás, empece a buscar información con respecto a la batalla más grande que tiene el cristiano (y ojo no es cómo llegar a fin de mes con el sueldo que tiene) sino contra su enemigo número uno que es Satanás y me di cuenta de muchas cosas, de lo cual trateremos desde este momento:

C. S. Lewis dijó: En lo que se refiere a los diablos, la raza humana puede caer en dos errores y de signo opuesto. Uno consiste en no creer en su existencia. El otro, en creer en los diablos y sentir por ellos un interés excesivo y malsano. Los diablos se sienten igualmente halagados por ambos errores, y cogen con idéntico entusiasmo a un materialista que a un hechicero.

Desgraciadamente, existen vestigios de ambos errores en la iglesia de hoy en día. Por un lado, algunos cristianos son materialistas y no entienden que la vida cristiana es una batalla espiritual feroz.

Una razón de la existencia de una actitud materialista es la indiferencia. Cuando su mundo es un lugar fácil donde vivir, es fácil olvidar que está sucediendo una guerra espiritual. Es fácil olvidar que millones de almas en el mundo están bajo las garras de Satanás. Y es fácil olvidar que Satanás siempre se aprovecha de cristianos que son letárgicos, indolentes o espiritualmente estancados. A Satanás le encanta cuando los cristianos tratan de encerrarse en un ambiente santificado en lugar de pelear la batalla. Sin embargo, esa es la norma de muchas iglesias hoy en día. Pero el mundo a invadido a la iglesia con beneplacito de los líderes y miembros de esas congregaciones. Hay demasiados cristianos que anhelan los placeres temporales y terrenales en lugar de los rigores de la guerra y enfrentamiento. Buscan una vida fácil, una vida de entretenimiento y actividades, y nunca se dan cuenta de su rol en la batalla de los siglos. Un creyente que invierte su tiempo y recursos en cosas mundanas no entenderá la guerra espiritual. No podemos dejar que la guerra espiritual avance con violencia alrededor nuestro sin que nos unamos a ella. Es vital que hagamos un inventario espiritual preguntándonos: ¿Estoy marcando la diferencia en la lucha? o más dura la pregunta ¿Estoy en la lucha?, se sorprendera cuando se responda.

Aquí mis queridos amigos, se me viene a la mente (aún la tengo) una pregunta, verdaderamente ¿entendemos lo que es guerra espiritual?, ¿sabemos de qué se trata?, ¿porqué estamos involucrados nosotros?, estas y muchas preguntas, no solo me las hago yo, sino muchos creyentes, y hasta el momento muy pocas veces nos han definido correctamente lo que significa guerra espiritual, muchos ni siquiera conocen las armas del enemigo, ni siquiera conocen las armas del cristiano, y empiezan a seguir modas, formas y muchas veces actitudes que al final cuando los de afuera nos miran parecemos que hemos llegado del Circo Solei a divertirlos, porque ni siquiera nosotros los cristianos somo capaces de explicarles porqué hacemos tal o cual cosa, en la medida que profundicemos estos estudios, trataremos de encontrar y exponer la verdad biblica. Pero sigamos.

Durante los últimos tiempos se está volviendo muy popular lanzar encantamientos en contra de Satanás y supuestamente reprenderlo o atarlo. nosotros lo atamos el domingo y el se desata el lunes, aquí otra pregunta: Si al espíritu demoniaco del alcoholismo y drogadicción, lo atamos el domingo, que pasó el lunes ¿se desató?.

¿Y qué acerca de esa fascinación? (de atar) ¿Necesitan los creyentes asistir a rigurosos campamentos de guerra espiritual? ¿Debemos romper las fortalezas de los demonios para poder recuperar las ciudades o países? ¿Deben los creyentes hablar a los demonios y echarles fuera? ¿Podemos verdaderamente atar y reprender a Satanás?

Desde luego que los cristianos se encuentran en una lucha contra los poderes de las tinieblas, en Efesios 6:12 Pablo dice: “Porque nuestra lucha no es contra sangre ni carne, sino contra principados, contra autoridades, contra los gobernantes de estas tinieblas, contra espíritus de maldad en los lugares celestiales”

El teólogo Dr. Archibald Alexander, escribió: No hay nada tan indispensable como distinguir cuidadosamente entre experiencias verdaderas y falsas de la religión: “Probar a los espíritus para saber si son de Dios”. Para llevar a cabo esta distinción, no hay otra prueba sino la Palabra infalible de Dios; que todo pensamiento, motivo, impulso y emoción sea traído a esta piedra de toque. “A la ley y el testimonio; si no hablan de acuerdo a ellos es porque no hay luz en ellos”.

La Palabra de Dios debe ser nuestra única guía para todo lo que creemos y practicamos.

Bueno mis queridos amigos, hermanos y visitantes que espero que os tengamos nuevamente por aquí, este solo fue una pequeña probadita de lo que es la guerra espiritual, seguiremos, no se aleje de nosotros, porque lo que aprendemos en nuestro caminar cristianso, queremos exponerlo y escuchar su opinión, asi como saber de usted, pero tenga en cuenta algo que he vivido, hace muchos pero muchos años, la guerra espiritual era el pan de cada día en la iglesia en la que me congregaba con mi familia, y podíamos ver, la forma en que se hacía, pero era más por creer en la forma en que nos enseñaron, que por lo que dice la Biblia, hasta que la revelación llegó y me dí cuenta de que por más figurativa o profética que se diga que es, el saltar, pisar, gritar, nada tiene que ver con la guerra espiritual, el atar, gritar: !fuera!, ordenar, entre otros adjetivos, nada tiene que ver con la guerra espiritual, porque si eso fuera cierto, le voy a poner un ejemplo:

En todas las iglesias cristianas del área de la bahía (San Jose, San Francisco, Gilroy, Palo Alto etc) cuántas veces han atado al diablo, cuántas veces lo han hecho fuera, cuántas veces hemos gritado Satanás !huye!, ¿cuántos problemas se han resuelto? después que hemos pisoteado demonios, esporpiones y serpientes, “NINGUNO”, entonces ¿porqué, seguimos haciendo lo mismo? y no verdaderamente buscamos en la Palabra de Dios, las respuestas, Sé que hay una guerra espiritual y es devastadora, porque Satanás vino a destruir, a robar, a matar, pero mientras creamos que dando saltitos, gritando, nada vamos a conseguir. Porque no primero cada uno de nosotros , los que nos autoproclamamos, cristianos nos comprometemos con el Señor, verdaderamente empezamos a buscarlo, a seguir sus pisadas, a pagar el precio, sabiendo el costo, a que sea nuestra prioridad y a empezar con nosotros en el conocimiento de su verdad, a abrir nuestras casas para hacer estudios biblicos, a tener reuniones de oracion, a escudriñar la Palabra, a hacer discípulos que vayan y enseñen la Palabra a otros, empezar a reproducirnos en otros y hacer lo que es la visión de la iglesia, predicar Su verdad a toda criatura y a hacer discípulos hasta el confín de la Tierra, que es la visión de este blog, que llegue a escucharse la verdad en todo lugar.

Bueno los dejo, regresamos en un rato, no hemos terminado, con varios temas abiertos hasta el momento, sobre todo del perdón que me trajo a mal traer por varios años, pero solamente quiero dejar en su corazón un pensamiento: “Si verdaderamente caminamos por la senda que conduce a la vida eterna, ¿por qué en mi vida no existe aún un compromiso completo para hacer la obra de Dios?” se y me: lo dejo de tarea.

Nos vemos y bendiciones.