Jesús la luz en medio de las tinieblas

Capuchino 002Que tal queridos amigos, visitantes, uno que otro desesperado y quizás algún equivocado, bienvenidos todos, bueno después de unas vacaciones, ya se nos paso la navidad, Papá Noel se fue por la chimenea al Polo Norte, a preparar más regalos para el próximo Diciembre, sus duendes ya empezaron a ver si terminan el iPhone6, o el nuevo iPad5, o quizás el PS4, mi laptop, no me olvido que algunos quieren su carro, casa, novia, la American Express, en fin de todo y para todos los gustos y luego los pone en la tienda de Apple para poder nosotros llegar a envolverlo en papel de regalo y ponerlo a los pies del arbolito, en fin también se nos fue el día de los Reyes Magos, que vinieron con su Rosca de Reyes bajo el brazo y que con chocolatito caliente juntos en armonía, la pasamos con amigos, y encima nos tocaron dos muñequitos en la Rosca y debemos hacer la comida con otros amigos para principios de febrero, no sabemos nada de tamales, por lo cual lo cambiamos por comida china, pero ya todo vuelve a la normalidad de siempre, se nos acabaron los villancicos, el amor fraternal, el ven a mi casa esta navidad, empiezan los tiempos de propósitos, luego de las 12 campanadas, comiendo las doce uvas, o las doce naranjas, ciruelas o peras, hacemos la formal promesa de ir al gimnasio a diario, empezar un regimen alimenticio exitoso, tomar agua, o como alguien dijo por allí, empezar a escudriñar las Escrituras, haciendo el compromiso de aprender más de nuestro creador, lo único de malo es que viendo el pasado, mirando el presenteespejo nos vemos y profetizando el futuro, todos esos propósitos terminarán de la misma manera que empezaron, como buenos propósitos, pero la falta de desición, de convicción, y la falta de voluntad, nos van a hacer dejarlo en la primera de vastos, y ya para fines de enero, principios de febrero, estaremos pensando en el día de San Valentín (santo cristiano) o el día del amor y la amistad, en ¿qué cocinaremos? y de los propósitos de año nuevo, bueno fueron buenos deseos y hasta allí, por eso les decía, volvemos a nuestra vida normal de pasividad, cuando estamos en aprietos, lloramos, cuando todo vuelve a la calma, ya nos olvidamos, por ello mi amigo, vamonos al Starbucks, un capuchino venti, pasemos por un emparedado de steack y regresemos por nuestra Biblia, sentándonos en nuestro sillón favorito y empecemos esta tertulia entre amigos.

Si usted mira a su alrededor, se va a dar cuenta de que vivimos en un mundo lleno de injusticias, hombres que violan y matan a mujeres, hombres que sin explicación ingresan a un colegio de niños y asesinan sin piedad, un mundo lleno de privaciones, separación, deshonestidad, falta de integridad, envidias, odios, rencores, enfermedad y muerte entre otras cosas que vienen destruyendo a la humanidad. Existe mi querido amigo una oscuridad y una perdida de valores morales tan grande que han cegado a hombres y mujeres, y viven hoy solo para sus apetitos y pasiones, mucha gente aún se pregunta ¿por qué?, “Pero si nuestro evangelio está aún encubierto, entre los que se pierden está encubierto; en los cuales el dios de este siglo cegó el entendimiento de los incrédulos, para que no les resplandezca la luz del evangelio de la gloria de Cristo, el cual es la imagen de Dios” (2 Corintios 4:3-4). Encuentra aquí una razón para que mucha gente que aún con la Biblia en las manos no pueda entender verdaderamente lo que nos dice la Palabra de Dios, sabe lo que está escrito hasta de memoria, pero no lo entiende, porque sus ojos están cegados y se encuentran en completa oscuridad y se dejan guiar por otros ciegos que viven en sus propias concupiscencias. Si muchas veces dentro de las congregaciones que se dicen seguir a Jesús viven cegados por sus propias doctrinas, póngase a cristianos-300x200pensar como estarán aquellos que no conocen a Dios, muchos dicen conocerlo, el domingo en la comunión, el día del rosario o la procesión, el día que cantan las mañanitas y lloran por sentimentalismos que terminan cuando empiezan los festejos, cuando de rodillas caminan millas enteras por una promesa, pero que al levantarse y curarse las rodillas, siguen en sus propios pecados, dicen conocerlo, pero ¿cuándo han tenido un encuentro con él?, lo conocen por lo que alguién leyó la Biblia el domingo en el servicio o un día en el estudio bíblico, pero no hay un conocimiento personal, un encuentro cara a cara con el creador, porque caeríamos fulminados al darnos cuenta de lo pecadores que somos, pero, como a mi me gustan las historias les cuento una: Dice que estaba un borrachito en una esquina, caminando de un lado para el otro como veleta que se la lleva el viento de tan borracho que estaba, de pronto en la calle de enfrente aparece un hombre de traje con su Biblia bajo el brazo, el borrachito a voz en cuello comienza a gritar !predicador! !predicador!, el hombre un poco avergonzado, trataba de pasar desapercibido por los demás, pero el borracho gritaba mas fuerte y se acercaba al supuesto predicador, y cuando se puso delante de él, le dijo: “pastor, pastor, yo a usted lo conozco, yo asistía  a sus reuniones y en una de ellas usted me convirtio, si Seños, Amén, usted me convirtio, ya soy salvo”, el predicador, un poco con verguenza le responció “si mi amigo, yo lo convertí, porque si hubiese sido Dios, usted no estaría así”, y eso es lo que nos sucede, pensamos que porque vamos a la iglesia, repartimos folletos, tomamos la comunión, hacemos mandas, damos ofrenda y diezmo, entregamos sanguchitos a los pobres, inclusive pertenecemos a algún ministerio dentro de la iglesia, repetimos una oración, ya nos convertimos, ya somos hijos de Dios, ya somos salvos, no nos damos cuenta de que ser discípulo de Cristo es mucho más, y empezamos a pedir, sin darnos cuenta de que para pedir, primero debemos ser sus hijos.

Pero si usted que dice llamarse cristiano, es que Dios le ha abierto los ojos a la luz “Porque Dios, que mandó que de las tinieblas resplandeciese la luz, es el que resplandeció en llanto 01nuestros corazones de la gloria de Dios en la faz de Jesucristo” (2 Coritntios 4:6). Me imágino que usted recuerda que Jesús mismo dijo: “Yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida” (Juan 8:12). Muchos son los seguidores, podríamos contarlos por millones, pero ¿cuántos de ellos van solamente detrás de los milagros? ¿cuántos de ellos van detras de un Dios que perdona todo sin cambiarnos nada? ¿cuántos siguen a un dios que no nos pide un compromiso ni un alejamiento del pecado? miles, millones, pero en el versículo escrito nos dice “el que me sigue” eso significa dejar todo, y que lo más importante es “El”, ¿dispuesto?

Bueno en un rato nos vemos, cortito para que usted no se canse de leer, pero que se ponga a pensar ¿soy hijo, por qué?, bendiciones pero no me responda “por fe”, busque en la Biblia y al comparar lo que está escrito allí a lo que es usted, ¿qué se responde?, bendiciones.

La integridad, palabra que ha perdido uso

Capuchino 004Mis queridos amigos, ya estamos saliendo de la Navidad, y estamos por celebrar la llegada del nuevo año, salimos de una y entramos en otra celebración, luego vienen los Reyes Magos y buscaremos alguna fecha más para la celebración, en fin asi somos, espero solamente que entre los cristianos haya sido un poco diferente, bueno si me sigue por Facebook (Victor Perez y saldrá la carita que ves al costado) se dará cuenta de por donde hemos Victor Caravenido caminando los últimos días, desde antes de la navidad, aparte podremos comunicarnos y por la red estar en contacto y seguir creciendo en el conocimiento de nuestro creador. Hoy vamos a darle una mirada a una palabra que de acuerdo a lo que venimos viendo y escuchando por aquí y por allá, en los noticieros, entre los artistas, entre los políticos, entre tanta gente que camina por allí, vemos como con el paso del tiempo se han venido perdiendo ciertos valores que timidamente primero, luego en forma de tormenta ha venido ingresando a las congregaciones cristianas hasta que hemos llegado a aceptar la falta de integridad como algo natural, por ello hoy vamos a tomar esa palabrita, para saber qué dice la Biblia con respecto a la integridad, tome su Biblia, corra por un Starbucks, un pan caliente, yo me he preparado un pan con palta (avocado o aguacate, como lo llame usted) su salcita, y vamonos a sentarnos para conversar y darnos cuenta y corregir si venimos caminando equivocadamente. Y como ocurrre todos los años que este 2013 sea un año en que verdaderamente empiece nuestro compromiso con Dios y la obra que nos ha encomendado.

Estaba estudiando y en uno de los libros que cayó entre mis manos decía o hacía una afirmación “Todo hombre tiene su precio”, me imagino que usted la ha escuchado o inclusive ha dinero3mirado por allí que esta frase se ha hecho verdad, pero ¿usted se ha hecho está pregunta?, ¿tengo yo un precio? para cambiar mis convicciones. ¿Todos tenemos ciertos valores o normas para nuestra vida y acciones, pero estas son válidas siempre y cuando esto no perjudique nuestro futuro, nuestros sueños y ambiciones?, ¿podríamos incluso llegar a pensar que por ambiciones personales podríamos dejar de creer lo que hasta hoy declaramos como que es la luz de nuestra existencia?. ¿usted qué cree?

Usted no se ha dado cuenta de que en la iglesia de hoy hay una falta de hombres y mujeres que se aferren a sus convicciones, hace un par de milenios, hombres y mujeres eran hechados a los leones por decir que eran seguidores de Cristo y que no cambiarían por nada esa creencia, jovenes, mujeres, niños, adolescentes, hombres adultos y ancianos, uno tras otro, sus cuerpos eran desgarrados por fieras salvajes, pero sus convicciones no eran destruidas por el poder romano, pero hoy deseo que usted y yo caminemos un poco por esas calles de la falta de integridad.

Muchas personas dicen creer en la Biblia, pero por un lado no la conocen ni se toman el tiempo para escudriñarla, y encima asisten a congregaciones en donde la Biblia es el último libro que se enseña, prefiriendo seguir métodos y libros escritos por los hombres que solo mueven nuestros sentimientos y no nos llevan de la mano al conocimiento del creador. Usted me imagino que ha visto que dentro de los cristianos luchamos para que la deshonestidad y la corrupción sean eliminadas de nuestra sociedad, siempre y cuando esto no nos afecte directamente y podamos perder hasta nuestro empleo, y nos hacemos de la vista gorda (miramos hacía un costado) para que no seamos ni señalados ni mucho menos perjudicados por permitir ciertas consesiones.

mascara-ojos1Sabe o ha visto que muchas personas mantienen sus convicciones solo hasta que ésta es desafiada por alguien a quien admiran o temen, que puede ser un pastor, maestro, amigo o familiar. Todas estas conseciones y otras más no son excepciones, sino que muchas veces se han convertido en la regla de nuestro diario vivir. Pero sabe no piense que este es un problema de hoy ni mucho menos, si usted con detenimiento busca en la Biblia encontrará hombres y mujeres que comprometieron sus convicciones, vayamos a ver algunos de ellos.

Adán recordará usted que pecó al igual que su esposa y perdió el paraiso (si da una caminada por Génesis lo encontrará), se dejó engañar por lo que le ofrecieron. Abraham comprometió la verdad, recordará que casi pierde a su esposa por mentir, a causa según lo escrito del miedo, cambio sus convicciones (Génesis 12). La misma Sara comprometió la Palabra de Dios, por enviar a Agar a que tuviera relaciones con Abraham, quien concibio a Ismael y hata hoy estamos en guerra, (Génesis 16)

Saúl desobedecio a Dios, al no matar a los animales de su enemigo y perdió su reino (1 Samuel 15), David cometió adulterio con Betsabé, asesinó a Urias y perdió a su hijo, cláudico a sus creencias y convicciones de honestidad (2 Samuel 11). Ananías y Safira, mintieron al Espíritu Santo y perdieron sus vidas (Hechos 5).

Deseo que usted mire estos ejemplos y busque otros en su Biblia, le aseguro que hay muchos, tanto en el Antiguo como en el Nuevo Testamento, todas estas personas cambiaron sus convicciones por cosas temporales y materiales, dejando de lado a Dios y las promesas eternas, fijese también en estos casos que dejaron de lado la Palabra de Dios, que es una rebelión contra Dios, lo cual nos hace pensar de que nosotros somos mejores que Dios, no se si usted se ha dado cuenta, muchas veces leemos la Biblia, entendemos el mensaje para biblia-20nuestras vidas, y al final la respuesta es la misma, “es verdad, pero yo creo que….” y dejamos la Palabra por pensamientos humanos que nada tienen que ver con el Reino, solamente que se encuentran en total oposición a lo que nosotros venimos haciendo, creemos que servir al Señor es llegar el domingo a la congregación, cantar, danzar, decir que el mensaje tenía fuego y volver luego a nuestra rutina diaria, la Palabra debe no solamente hacernos pensar, (recuerda: meditaras en ella, de día y noche), sino meditar en comparación con nuestra vida y cambiar o actuar, el arrepentimiento y la fe debe producir un fruto, ¿cuál es el fruto que hoy ofreces al Señor?.

No se si usted se ha dado cuenta, pero esto es el común denominador en que se encuentran muchas congregaciones de área y del mundo, incluso en aquellas que antiguamente se predicaba la buena palabra y que eran genuinamente evangelicas, en donde muchas de ellas la Biblia era la norma divina en cuanto a creencia y estilo de vida, pero hoy la Biblia pasa a segundo plano y aunque se declara y visualiza, se le ha quitado el lugar para ser ocupado por métodos, libros, que nada tienen que ver con el creador, pero que por el mensaje emocional que entregan, se les da el reconocimiento que cambain las vidas. Muchas veces por ello las Escrituras son reinterpretadas a gusto del cliente o del líder y conveniencia del momento en que la congregación se encuentra, la experiencia es más importante que la fe, aunque esta sea predicada cada domingo, la obediencia a la verdad bíblica es confrontada cada reunión con las experiencias sobrenaturales que vienen pasando los hermanos, creyendo que solamente Dios esta hoy trabajando para satisfacer todas nuestras necesidades, deseos materiales, y corremos detras de aquellos que por una ofrenda nos entregan los milagros de Dios. La verdad de hoy es que la gente se satisface recibiendo verdades no bíblicas pero que satisfacen y elevan su nivel de comodidad y que hace que ignoren o justifiquen sus pecados, Dios perdona todo, el arrepentimiento son como las lágrimas de cocodrilo, con tal de que lleves tu dieazmo al alfolí, todo se te acepta y todo se te disculpa y se te perdona, porque Dios es amor. Mis hermanos vivimos engañados creyendo que es así de fácil, recuerda Dios envió a su Hijo, envió a Jesús a morir por el perdón de nuestros pecado (si, por los tuyos y los mios), pero nosotros que nos creemos mejores que Jesús, simplemente los hacemos a un lado y por asistir, ofrendar, repetir una oración, bañarnos, ya somos los elejidos de Jehová que nos merecemos todo, y cuando alguien habla de compromiso, decimos que somos visitantes, pero cuando tenemos necesidad, venimos a exigir nuestro milagro porque somos hijos del Rey.

confiarActualmente las congregaciones están llenas de bebes espirituales o enanos espirituales, jamás, a pesar de estar años en las congregaciones, no han crecido en el conocimiento de Cristo, una razón, porque el lugar en donde deben aprender, no conocen la verdad de Dios escrita en la Biblia y por otro lado muy pocos son aquellos que quieren llegar a la estatura del varon perfectpo. ¿porqué digo que siguen siendo bebes espirituales?, porque por años y a pesar de los años, siguen corriendo detrás de métodos, de libros, de programas escritos por hombre (algunos con buenas intenciones) pero hombres, inteligentes, pero que no se acercan a lo escrito por la propia mano de Dios, por eso los cristianos son presa de doctrinas, métodos y sobre todo vive de las experiencias hasta ocultistas que sacan los pastores y maestros en sus congregaciones, como el trapito sanador, los clavos de Cristo, polvo de oro que cae del cielo, el agua bendita, y empezamos a llevar a los hermanitos por caminos del humanismo, ocultismo y hasta del satanismo, pero lo mas triste es que creyentes inmaduros de la iglesia estén entre sus maestros y líderes que en vez de llevar a su congregación a pastos verdes, los hacen caminar por lugares de sombras.

Recueda usted a Pablo que le dice a los ancianos de Efeso “Yo sé que después de mi partida entrarán en medio de vosotros lobos rapaces, que no perdonarán al rebaño; y de entre vosotros mismos se levantarán hombres que hablarán cosas perversas para arrastrar tras de sí a los discípulos” (Hechos 20:29-30), Los líderes soñolientos, dormilones (busque en Jeremías, se lo dejo de tarea), no se darán cuenta cuando viene el lobo y serán responsables ante Dios de la destrucción del rebaño del creador, pero mi amigo, el pueblo de Dios tiene parte de culpa, 2607134384_b9b8d4f677aquellos que han sido fortalecidos y han crecido en el conocimiento de la Palabra de Dios, son capaces de discernir y ver el error, y tiene el deber, por su propio bienestar espiritual, de asegurarse de que sus lideres estén a la altura de las normas de las Escrituras. Todos somos guardianes de la verdad, pero para ello debemos ser conocedores y hacedores de la verdad.

Entonces y ya para acabar, mis hermanos, la integridad en una palabra que debe empezar a hacerse realidad en nuestra vida, jamás cambiar nuestras convicciones, conocer la Palabra de Dios, predicarla a tiempo y fuera de tiempo, vivirla en todo momento, resistir al diablo y huirá de vosotros, todo con la Palabra, porque “escrito está”. Bendiciones y nos vemos pronto.

¿Qué hacemos con estos líderes?

Mis queridos amigos, visitantes, hermanos en Cristo y uno que otro extraviado que llego por aqui sin saber como, buenas, he regresado desde el inframundo, este blog se moría a pedazos y nada hacía que resucitara, pero en las últimas semanas y días, han ocurrido cosas, que me pareció necesario contarlas, y de una vez por todas, regresar a seguir escribiendo, a pesar de todo.

Bueno como siempre usted recordará, en estas charlas no puede faltar nuestro buen café, si es Starbucks sería mucho mejor, un Tiramizu o dos, relajese, ojo, no haga un relajo y sobre todo sientése, porque quizás se caiga antes de terminar de leer. Si aún esta por allí, empecemos.

Sabe mi querido amigo, aunque quizás para usted no sea noticia, yo le aseguro que muchos se asombraran, he caminado por algunas iglesias en los últimos tiempos y he visto cada cosa que me ha dejado con la boca abierta (no piense mal) y es que en muchas, hay un común denominador, quieren los pastores o líderes de las iglesias llenar los templos (aunque suena bien) pero a cualquier precio, o sea no importa lo que se haga, con tal de que la gente venga, desde hacer milagros, sanar (???) y hasta presentar payasos que nos diviertan y entretengan, ¿no lo cree?, pues dese una vueltesita por algunas iglesias cristianas de por aqui y va a ver espectáculos para todos los gustos. Pastores vestidos con ropas que más se asemejan a presentadores del Oscar, hasta maquilladitos para que salgan bien en el video, a vender al final del servicio, luciendo sus trajes de 2 mil dolares y ostentándolos y diciéndonos que si nosotros no tenemos algo asi, es porque no tenemos fe, o aquellos que ponen hasta luces de discotekas para atraer a los jovenes, y hasta bailes les hacen, u otros que dicen que las iglesias son empresas, o aquellos músicos que entran disfrazados para que se vean mas bonitos o monitos, o aquel pastor que entró en su moto allá por los Buenos Aires antes de que se viniera a Los Angeles, en un congreso de jovenes, o el que se disfrazo de Matrix y hasta los lentes se puso y humo y el teléfono y mucha acción para divertir a la gente, o sea hacer de todo lo que se les pueda ocurrir. Conozco uno que entro con su pasito tun tun para amenizar la alabanza y todo el pueblo contento con el pastor.

Recuerdo por alli que se sacó una visión que prometia una multiplicación sorprendente, que termino al final dándose cuenta de que los creadores eran vulgares vendedores de ofertas, que lo único que querían era hacerse ricos a costa de las ovejas, y si se te ocurría decir la verdad, te tachaban de hereje y hasta te hechaban de la congregación, muchos que pasamos por esa visión, vimos como con tristeza, mucha gente se alejaba de la iglesia y de Dios, “heridas”, y aquellos que cometieron los errores, jamás se acercaron a pedir perdón ni mucho menos rectificar su error, porque el supuesto líder le interesaba más llenar las arcas de la iglesia y tener números de asistentes que verdaderos discípulos de Jesucristo, y que por el hecho de gritar más fuerte los demonios corrian, pero al final oh sorpresa, los demonios pululaban en las iglesias de esa visión, y lo que empezó con el fuego de Dios terminó consumidos con el fuego del infierno, de lo cual hasta la fecha no han podido desprenderse, otro, con su método de hacer líderes y discípulos por el simple hecho de pasar 40 días viendo, escuchando CDs y siguiendo un programa que mas se ocupaba en invitar a la tertulia (conversación y vida social) que estudiar la Biblia, otros vienen ofreciendo milagros, otros sanidades, otros, un puesto, y muchos se quedan con su lugarcito a pesar de que allí no siguen a Cristo, pero lo peor que puede ocurrir, es cuando damos los pulpitos a neofitos, recuerdo a uno que anda por allí y que lo hicieron pastor, que una vez le preguntaron ¿qué era lo que mas recordaba de un hermanito? y dijo sacando pecho lleno de orgullo: “Nos hemos venido reuniendo con el hermano por varios años en los estudios biblicos semanales, y lo que más recuerdo y jamás olvidare, son las pupuzas que hacía” Dios mio dije, eso es lo que recordara por la eternidad, de todos los años de estudios biblicos semanales, tan solo recuerda las pupuzas, ¿cómo estara esa iglesia y que enseñará? “estudios biblicos de: el arte de cocinar”. Amén. Y lo hicieron pastor, y dice que seguimos a Jesús, ¿pero a cuál?, el de la Biblia era arrepientente de tu vida pasada y sigueme, pero hoy es: no te preocupes, Dios es amor y tu sigue no mas, Dios perdona todo. O como aquella amiga, que me dice que es dificil seguir a Cristo y que sufre, que se golpea el pecho, pero no puede cambiar, la verdad es que no quiere dejar su vida pasada, ni conocer a Dios, tan solo entregarle como muchos su lista de pedidos como los niños en navidad y de que Dios haga el resto, que facil, asi yo quiero los cinco números de la loteria y todos contentos, No, no es asi. O como aquellas amigas que me contaron, que un día, su pastor permitio que predicara un domingo un tipo (no se le puede llamar predicador) y empezó que el dia 7 del mes 7 del año que termina en 7 y si traes los $777.00 dolares, Dios te va a bendecir, y muchos corriendo, pasaron al altar a dejar su dinero, su cheque, y luego contentas se fueron a hacer el lunes su negocio, sin darse cuentra de que eso no es de Dios, o sea Dios te bendice porque traes dinero, recuerda “Tu dinero perezca contigo” no puedes comprar los milagros de Dios con dinero, eso es de Satanás, y encima, porque creen que son cristianas (???), pueden hacer lo que quieran y Dios tiene, ojo tiene que bendecirlo, porque le ponemos la frase “Es que esto es de Dios”, no amigas, esto no es de Dios, primero arrepentimiento y luego seguirlo, pero en base a las normas escritas en la Biblia, no en el libro ese tan famoso “el que no tranza no avanza” no, ese es un error y debemos todos rectificar.

Y entonces, ahora entregamos los pulpitos, a comicos y sé de uno que es imitador, aunque trae unas librotas más que el original y esta mas morenito, pero se jala los pelos igual y tiene una vanidad que no puede con ella y lo hacen líder, porque, bueno, hace un tiempo lo conoci, en una iglesia de las muchas que ha recorrido, y lo han corrido, por el simple hecho de quererse adueñar en todas del pulpito, para aparte de cantar, vender sus CDs y hacer la escuelita de canto, y de musica, y algunos pagaron por las clases y jamas la recibieron (doy fe de ello), pero en fin, y si se llenaba, pero, escuché un comentario que hizo que levantara mi dedito diciendo que las cosas estaban mal: Una señora le decía a su amiga, “Te dije que cantaba bonito, y venimos el proximo domingo, ya se acabo el show nos vamos”, o sea en palabras cristianas, se acabo la alabanza y bueno ya la predica no nos interesa, nos podemos ir, o sea el pastor pensaba y algunos hoy piensan, llenaremos la iglesia a como de lugar, escuche de un pastor que invitaba a la iglesia, porque la gente que venga la pasaria bien y que se hiba a divertir, la iglesia mis queridos amigos no es el club de mujeres desesperadas, ni de la familia Peluche, es el lugar donde algunos vamos a buscar y a adorar a Dios, ¿usted a que va? aunque para algunos pastores es el lugar perfecto para poder sacar dinero para el ministerio. Como si a Dios le interesara tu ministrio. Ha podido seguir extendiendose la Palabra de Dios sin tu ministerio y puede seguir asi.

Entonces, entre el pastor que quiere llenar la iglesia a cualquier precio, transformando el altar donde se hacen los sacrificios a Dios en un show, donde desde payasos, cantantes, homosexuales, travestis, mariachis, y uno que otro malabarista sube, creo que no vamos a ninguna parte y encima gritan todo es en el nombre de Dios, amigos algo camina mal, debemos volver a retomar nuestro primer amor, y preguntarnos, ¿cuál es la verdadera razón por la que vamos o estamos o lideramos una congregación? ¿qué nos motiva a estar allí? ¿qué hay en nuestro corazón? para permitir todo aquello por lo que Jesús díjo, “han convertido la casa de mi padre en una cueva de ladrones”.

Amigos debemos rectificar, aún es tiempo, de lo contrario tan solo veremos iglesias caminando por montones al infierno, y los pastores tan solo les dirán: Amen. Aqui los dejo, seguimos el viernes, no se lo pierdan que vengo nuevamente.

Victor