Compartamos el gozo

Regresamos, bueno nos perdimos la reunión del lunes en la congregación, estabamos conversando sobre Mateo y sobre un libro interesante, La resolución para hombres, la semana pasada vimos una película al respecto, interesante con la habilidad y sabiduría de los hombres para hacernos emocionar hasta las lágrimas y sobre todo hacernos pensar de que en la Biblia esta todo lo que necesitamos para poder cambiar de manera de pensar, de manera de actuar y de manera de vivir, buena película, que nos puede dar la pauta para poder iniciar un verdadero estudio más profundo de las Escrituras, porque en ellas se encuentra la Palabra de Dios. No pude ir hoy lunes, es una lástima, estamos leyendo el libro, pero me he dedicado a leer más profundamente Mateo, Romanos, Efesios y Nehemías, creó que allí encontrare mayor conocimiento, pero bueno seguimos, me puse a estudiar y en unos minutos más si todo sigue como hasta el momento nos sentaremos a escribir sobre mi tío, Nehemías, bueno yo le llamo mi tío porque me ha dejado muchas enseñanzas, y espero que al tocar ese libro a usted también le sirva de ayuda en el compromiso con Dios, pero ahora vamos por partes y retomando el camino, igualmente le subiremos un video del servicio de ayer domingo en nuestra congregación Manantial de vida, que pudimos ver que nuestras danzarinas, cada día adoran de corazón a nuestro Dios, pero mi amigo, no se aleje e invite a nuevos visitantes para entre todos poder aprender la Palabra de Dios.

“Gozaos con los que se gozan” (Romanos 12:15)

A primera vista, el concepto de compartir el gozo de otra persona parece fácil de aceptar. Pero cuando las bendiciones, la honra y el bienestar de esa persona es a costa de usted o tal vez hagan aparecer insatisfactorias las circunstancias suyas por comparación, es lógico que se sienta resentido o celoso en vez de sentirse feliz.

Sin embargo, es una característica cristiana que usted se alegre de las buenas circunstancias o de las recompensas de los demás, sobre todo de otros cristianos, sin que importe cuál sea su propia situación. “Si un miembro recibe honra, todos los miembros con él se gozan” (1 Corintios 12:26)

Entonces mi amigo en nuestro gozo esta la sabiduría de entender que todos somos un cuerpo y todos nos gozamos de la felicidad de otros miembros del cuerpo.

Los dejo con una alabanza a nuestro creador.

Bendiciones y nos seguimos viendo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: